Para que un proyecto tenga éxito, analizarlo y monitorizarlo es clave, es la forma más objetiva que tenemos de hacer una fotografía del comportamiento de los usuarios dentro de un sitio y actuar en consecuencia para alcanzar los objetivos.

Los indicadores más importantes para valorar el rendimiento de una tienda online son las KPI (Key Performance Indicator), se trata de un conjunto de métricas que permiten a las empresas hacer un seguimiento de sus acciones en la red y valorar el cumplimiento de sus objetivos. Así, gracias a un conjunto de datos, se puede trazar un mapa del comportamiento de los usuarios con información tan valiosa para cualquier negocio como de dónde vienen las visitas, qué compran, cuándo lo hacen, cuánto gastan, dónde abandonan la navegación, qué buscan en el buscador interno, etc.

Para hacer una buena elección de las KPIs que interesan a cada negocio, tener trazados los objetivos es fundamental para poder cuantificar la eficacia, escuchar a los usuarios y si fuera necesario, modificar la estrategia de marketing online en consecuencia.

Diseño de KPIs

 

Las KPIs más importantes en venta online

Como comentamos, las KPIs se diseñan en función de los objetivos trazados por cada negocio, que no siempre son el número de ventas, también podría ser el número de suscripciones, de descargas de un folleto, etc. En este caso nos centraremos en los objetivos propios del eCommerce, que son similares para la mayoría de tiendas online, ya que comparten el objetivo “ventas” y comportamiento dentro de un catálogo online.

Dividiremos las KPIs en 5 bloques fundamentales, a los que pueden añadirse o modificarse cualquiera de las métricas atendiendo a los objetivos trazados por cada empresa:

lupaVisión general de tráfico

Este es el primer conjunto de métricas a analizar, en las que se incluyen parámetros como:

  • Visitas
  • Visitas únicas
  • Páginas vistas
  • Número de páginas por visita
  • Porcentaje de rebote
  • Visitas nuevas

Con estos datos conseguirás una visión general de tu público y cómo se comporta dentro de la web. Por ejemplo, si descubres un alto porcentaje de rebote en una página de aterrizaje, cabe deducir que o bien no es suficientemente atractiva o que carece de usabilidad.

De la misma manera se interpretan el resto de métricas para traducir esos números en ideas que aplicar luego a la estrategia de marketing: Si detectas que la duración media de la visita es corta, está claro que el contenido no es lo que tus usuarios esperan y por eso se salen de el al poco de comenzar a leer.

 

Cumplimiento de objetivosVisión general del cumplimiento de objetivos:

Como decíamos al principio del post, para diseñar un buen conjunto de KPIs es imprescindible tener los objetivos, ya que de otra forma, sería imposible medirlo. Grosso modo, poniéndonos en el supuesto de que se trate de una tienda online, necesitamos medir al menos los dos siguientes parámetros:

  • Número de ventas
  • Gasto medio por venta
  • Porcentaje de conversión

Así nos podremos hacer una idea de cuánto se vende y controlar que las ventas aumenten mensualmente, se estanquen o asciendan tras determinadas campañas, así como el tipo de productos y precios más demandados por los clientes que compran a través de Internet.

 

Visita tienda onlineVolumen de visitas en la tienda online

En este bloque analizaremos el comportamiento de los usuarios dentro de la propia tienda, qué contenido es el que causa mayor interés, qué contenido tiene mayor rebote, qué buscan en el buscador interno, etc.

De estas métricas deduciremos qué buscan nuestros usuarios, lo que gusta y lo que no y sobretodo, qué productos demanda realmente tu público objetivo.

Para ello mediremos cosas como:

  • Producto más visitado
  • Producto más buscado en buscador interno
  • Número de visitas en productos de promoción
  • Número de productos del catálogo

 

79108_statistics-512Fuentes de tráfico

Este bloque es crucial para conseguir mayor visibilidad del contenido y mayor viralidad. Se trata de averiguar de dónde vienen las visitas a la web: Si es tráfico orgánico, si vienen de redes sociales y de qué redes, si provienen de campañas específicas de email marketing, etc.

Así, observando detenidamente las fuentes de tráfico, podemos adaptar la estrategia de marketing mejorando los canales menos usados y explotando las posibilidades de las fuentes que más rentan.

Los principales indicadores de este bloque serían:

  • Trágico de búsqueda orgánico
  • Tráfico de referencia
  • Tráfico directo
  • Tráfico de redes sociales
  • Tráfico desde Facebook
  • Tráfico desde Twitter
  • Tráfico desde Google Plus
  • Tráfico desde el blog
  • Tráfico desde un newsletter de campaña

 

23621Dispositivos de las visitas

Este bloque de métrica es de especial interés para las tiendas online que tienen una versión especial para móviles. Hoy en día, que los usuarios llevan en el bolsillo la posibilidad de accedes a internet, es muy recomendable tener versiones específicas de los catálogos online para las diferentes tecnologías con el fin de facilitar a los potenciales clientes la compra en los menos clics posible y con la mayor usabilidad y eficacia.

En este caso, si se detecta que la versión móvil del catálogo es cada vez más utilizada, merecería la pena implementarla y mejorarla dentro de la estrategia de marketing online.

 

 

Cómo sacar los datos para las KPIs

Desde soluciones C2 recomendamos el uso de Google Analytics como herramienta de monitorización, por ser el más preciso y universal de todos los sistemas de monitorización y porque permite customizar las estadísticas y adaptarlas a tus necesidades.

Existen muchas otras herramientas para medir los resultados de una web, pero Google Analytics es eficaz, gratuita y fácil de implementar en cualquier proyecto online, ya sea a través de programación o a través de plugins de instalación. Si tu web aún no tiene dada de alta esta herramienta, te sugerimos que avances un paso más en la monitorización de contenidos.

Las KPIs pueden sacarse con la periodicidad que uno desee, si bien es recomendable sacar este informe al menos una vez al mes y/o después de una campaña específica para determinar el éxito o fracaso de cada nueva acción. De esta manera, una vez que el proyecto lleva siendo monitorizado al menos un año, se puede sacar una fotografía de cómo se comportan los usuarios dependiendo de las diferentes épocas del año, campañas, períodos, etc.

Por último, a la hora de elaborar las KPIs de tu negocio ten en cuenta que los análisis son mucho más que números, lo más importante una vez sacados los datos apropiados es saber interpretarlos. Para ello recuerda siempre comparar los datos, especialmente con el mes anterior y con el mismo mes del año pasado, de manera que se pueda determinar si es una tendencia, una casualidad o fruto de una acción específica.

“Mide dos veces y corta una” es una de las máximas de Soluciones C2, porque sabemos que midiendo, observando y analizando resultados se puede optimizar cada proyecto para sacar el máximo retorno de la inversión (ROI).

 

Si te ha gustado este artículo, puedes dejarme un comentario, seguirme en FacebookTwitter,Google Plus o Linkedin o difundirlo en tus redes sociales, así me animas a seguir compartiendo conocimientos con la comunidad.

Además, si te interesan estos temas puedes encontrar más información en nuestra web o suscribirte al blog para recibir en tu correo electrónico todas las publicaciones.

<   Volver al listado principal