Los consumidores se guían por sus emociones a la hora de tomar las decisiones de compra. Por eso, las empresas deben saber cómo adaptar sus estrategias de Marketing y sus campañas publicitarias con el fin de cautivarlos y es ahí donde el Neuromarketing se torna en una herramienta imprescindible para conseguirlo.

Hoy, en nuestro post te damos 3 trucos de Neuromarketing que te ayudarán a que tu marca triunfe en el mercado y entre los consumidores.

3 trucos de Neuromarketing para que tu empresa triunfe

1 – Elige el color adecuado

El color es uno de los factores que mayor influencia ejerce en los consumidores y en sus emociones. Las tonalidades son capaces de generar un gran número de sensaciones distintas, de ahí que a la hora de elegir un color corporativo para nuestra empresa, sea necesario saber qué imagen y valores queremos transmitir a nuestros potenciales clientes.

Para ello, resulta especialmente útil las conclusiones ofrecidas por los estudios de Neuromarketing en relación a los sentimientos que despiertan los colores en las personas y cómo las empresas se basan en esta información a la hora de elegir su imagen corporativa.

Coca-Cola, 3 trucos de Neuromarketing para que tu empresa triunfe en el mercado
Si te pregunto, ¿a qué marca asocias el color rojo? Es muy probable que el primer nombre (e imagen) que se te haya pasado por la mente sea el de Coca-Cola, ¿me equivoco? Sin duda, es uno de los mejores ejemplos para demostrar la asociación intrínseca que se puede llegar a establecer entre una empresa y una tonalidad.

¿Por qué eligió Coca-Cola el color rojo? Científicamente está demostrado que es capaz de incrementar al número de pulsaciones y la presión sanguínea, además de representar tanto el peligro como la pasión.

Aunque si en tu caso, lo que prefieres es transmitir una sensación de calma y confianza, los estudios de Neuromarketing indican que los azules fríos son idóneos para tu organización. De ahí que esta gama sea elegida por entidades financieras, como es el caso de BBVA, Barclays o Abanca.

Esto es algo que debes tener muy en cuenta también a la hora de diseñar el packaging. Precisamente, este elemento fue clave a la hora de que las patatas fritas Lay’s triunfaran en el mercado como te mostramos en nuestro post “3 casos de éxito en Neuromarketing”.

2 – Pon el precio correcto

¿Los clientes son más proclives a comprar un producto con un precio de 9,99 euros o de 10 euros? Los últimos estudios de Neuromarketing, concretamente las investigaciones llevadas a cabo por Monica Wadhwa y Kuangjie Zhang, afirman que las cifras redondas son más susceptibles de influir en la toma de decisiones a nivel emocional.

Este tipo de precios resultan fáciles de procesar para el cerebro, a diferencia de los números más complejos. Estos últimos requieren un mayor esfuerzo por parte del cerebro del consumidor, ya que es necesario que entre en juego la lógica.

A la hora de decantarse por qué precio vamos a poner a nuestro producto, es necesario saber previamente cuál es la estrategia e imagen que queremos promover con el mismo. Es decir, tendremos que elegir si queremos que la decisión de compra venga motivada por los sentimientos y emociones (precios redondeados) o se tomen a nivel cognitivo (precios sin redondear).

3 – Utiliza la técnica del miedo a la pérdida

“¡Últimas unidades!”, “¡Solo hoy, 15% de descuento!”. ¿Cuántas veces has visto este tipo de promociones en una tienda? ¿Realmente consiguen aumentar las ventas del producto o servicio que ofertan?

Probablemente te sorprenda saber que los consumidores no soportan dejar escapar una ganga y por eso son muy proclives a “caer” en este tipo de ofertas. El miedo a la pérdida es el que realmente mueve a los clientes hacia la adquisición de estos productos en promoción, según demuestran los estudios de Neuromarketing.

Las empresas se han dado cuenta de ello y por eso utilizan esta técnica de forma cada vez más habitual en sus estrategias de Marketing. Un claro ejemplo lo encontramos en esta campaña en la web de IKEA España. En ella apreciamos cómo las tres primeras imágenes destacadas se corresponden con una oferta que induce el miedo a la pérdida. Esta se representa con palabras como “Última semana”, “Del 24/02 al 26/03” y todavía resulta más atractiva para los consumidores añadiendo un descuento, que en este caso es del 10%.

Mediante el empleo de estas tácticas, las marcas son capaces de convertir a un mayor número de potenciales clientes en consumidores, potenciando así el número de adquisiciones y engrosando sus ventas.

Si quieres saber cómo puedes utilizar el Neuromarketing para aumentar las ventas de tu tienda, echa un vistazo a este otro post lleno de consejos.

<   Volver al listado principal